En este post te vamos a contar la evolución que ha experimentado el diseño web desde sus inicios, a principios de los años 90, hasta hoy en día. A pesar de contar con apenas 25 años de vida, su evolución ha sido imparable y va a seguir siéndolo en la próxima década.

Internet ha sido la gran revolución de los últimos años, y el diseño web se ha convertido en un arma imprescindible para las empresas que quieren vender online.

Antecedentes del diseño web

Según la Wikipedia, la primera página de Internet fue creada por Tim Berners-Lee en 1991, mediante una computadora NEXT, con el objetivo final de informar sobre la World Wide Web.

Puede que no te suene, pero NEXT es la empresa que fundó Steve Jobs durante su tiempo fuera de Apple. Las computadoras contaban con el sistema operativo que propició su vuelta a la empresa de la manzana y que acabó siendo el germen del conocido Mac OS

Muy pocos pudieron ver la primera página web, ya que el número de conectados a la red era aún insignificante. Sin embargo, merece ser reconocida como la página web pionera en el mundo del diseño web.

Diseñando las primeras páginas web (1991-1995)

Tim Berners-Lee (1991)

Tim Berners-Lee (1991)

Las páginas web estaban hechas prácticamente solo con texto, con lenguaje de hipertexto HTML y con una muy limitada gama de colores. Es verdad que vistas con el tiempo pueden parecer algo rudimentarias, pero para su época eran algo extremadamente moderno.

Aparecieron en esos años  nuevos elementos que dotarían a las páginas web de un look más vivo, y  múltiples funciones, que harían de la navegación un placer antes desconocido.

Entre los avances más destacados se encontraban:

  • Iconos: pictogramas utilizados para representar archivos, carpetas, programas…
  • Imágenes de fondo: al poner imágenes de fondo, cada página web adquiría personalidad propia y la hacía más interesante visualmente.
  • Banners: pieza publicitaria que se insertaba en la página web pudiendo así promocionar marcas y productos.
  • Botones: uno de los elementos más usados en toda página web. Se usan para activar o desactivar funciones o programas de una web.

Así llegó la etapa conocida como de consolidación, que evolucionó con un montón de novedades que acabarían dando a las páginas web un look más acorde al nuevo milenio que llegaba.

La Consolidación del diseño web (1996-2000)

Con la llegada de nuevas herramientas para diseñar páginas web, se ampliaron las posibilidades de atracción para que la red ganara usuarios a pasos agigantados.

Los diseñadores empezaban a tener a su alcance la posibilidad de desarrollar páginas web con la personalidad propia necesaria para seguir creciendo.

El número de usuarios seguía aumentando exponencialmente y cada vez más empresas se interesaban por ese nuevo negocio llamado internet. La revolución era ya una realidad imparable.

Esta etapa llegó con unas herramientas que hoy muchos conocen, aunque pocos eran conscientes en aquellos años de la importancia que adquirirían en el futuro.

Entre las más destacadas de esta etapa se encuentran:

  • Flash: Flash revolucionó el diseño de páginas web gracias a la incorporación de contenidos multimedia y sus animaciones. Las dotaron de una vida antes desconocida.
  • Javascript: lenguaje de programación interpretado, orientado a objetos y dinámico, que permitía mejorar la navegación y la interfaz del usuario.
  • Hojas de estilo CSS: con la llegada del HTML3, llegaron las primeras hojas de estilos CSS , lo que mejoró la visibilidad de las páginas web.
  • Frames: permitían dividir la pantallas en pantallas más pequeñas, facilitando la carga de distintos contenidos.

La tecnología Flash sufrió un contratiempo que acabó resultando determinante. Google y Apple no indexaban los contenidos de las páginas desarrolladas con tecnología Flash, lo que hizo que su uso fuera cada vez menor.

Así se llegó al nuevo milenio, dejando atrás algunas herramientas pero potenciando otras hasta niveles insospechados.

El diseño web en el Siglo XXI

Con la llegada del nuevo milenio se mejoró también la forma en que diseñar páginas web. Se desarrollaron y evolucionaron las herramientas ya existentes, se potenció mucho el texto sobre la imagen y se crearon páginas web cada vez más orientadas al contenido (web 2.0).

Un claro ejemplo de las nuevas evoluciones es el lenguaje CSS. Era un lenguaje que permitía trabajar por separado el contenido y el diseño, aportando una mayor libertad para poder diseñar la página web de un modo mucho más creativo.

También se desarrolló la idea de aportar espacios blancos en las páginas, para ofrecer descanso ocular a los usuarios.

A partir de 2013, con la llegada de todo tipo de aparatos tecnológicos, la web 2.0 se volvió una realidad imparable. Se avanzó en el desarrollo de páginas web responsive, para poder ofrecer una correcta visualización y uso en todo tipo de dispositivos electrónicos.

Se desarrolló el estilo conocido como FLAT DESIGN. Atrás quedaron los relieves y el realismo, y se buscó una manera de diseñar estándar. Desde entonces todas las páginas se han desarrollado igual.

En la página flatvsrealism puedes ver una divertida comparativa sobre el cambio de tendencia.

Flatvsrealism.com

Flatvsrealism.com

El diseño web hoy

En el 2016, la evolución del diseño de páginas web es imparable. Las herramientas del pasado pueden parecer rudimentarias, pero han resultado imprescindibles para lograr lo que hacemos hoy en día.

Han aparecido el HTML5, PHP, ASP y desarrollado el Javascript para sacarle el máximo partido posible.

Entre los avances de hoy que nos acompañarán en el futuro se encuentran:

  • Multimedia: la aparición del HTML5 aportó la compatibilidad de elementos multimedia en cualquier navegador y dispositivos actuales.
  • Redes sociales: nos ofrecen plataformas virtuales en internet para que podamos relacionarnos con personas de cualquier lugar del mundo, y para compartir intereses, información o para simplemente perder el tiempo.
  • Contenidos interactivos: una atracción total para los usuarios. La variedad y la posibilidad de aprender con ellos los convierte en un aporte imprescindible.
  • Dispositivos móviles y tablets: llévate internet donde quieras y aprovechar así sus múltiples funciones y usos.
  • Aplicaciones: ligadas al punto anterior. Sin duda la gran aportación de los últimos 5 años y que van a seguir dando guerra.

Sin duda, la aparición de los distintos dispositivos electrónicos ha marcado, y seguirá haciéndolo, la evolución del diseño web. Ahora las páginas web deben ser responsive y cargar lo más rápido posible.

El futuro del diseño web

El futuro del diseño web estará ligado al desarrollo de las herramientas existentes y su adaptación a todo tipo de tablets, móviles, televisiones, etc. Esa es el gran reto para los próximos años.

Los usuarios seguirán evolucionando y el diseño web también. Las aplicaciones y las funciones interactivas marcarán la evolución. Han sido 25 años de un duro trabajo y con mucha gente intentando aportar su granito de arena.

Atrás quedará la inocencia de los primeros años de diseños web. Todo el mundo estará conectado y cada vez serán más los que se dediquen a diseñar páginas web. Si quieres puedes leer nuestro post sobre 5 tendencias de diseño web en 2017 para estar al día de las novedades.

Si necesitas saber más puedes consultar nuestro servicio de Diseño Web.